Mi?rcoles, 05 de octubre de 2011

El paso de los motores de émbolo a motores de propulsión a reacción en la aviación militar durante la segunda guerra mundial, marco el nacimiento de la llamado“Primera Generación”de aviones de combate. El pionero fue el alemán Heinkel He 178 que voló en 1937, seguido del británico Gloster E.28. Durante el último año y medio entrarían en sevicio el Messerschmitt Me 262 y el británico De Havilland Vampire, así como los americanos Bell P-58 Airacomet y el Locheed P-80 Shooting Star, que llegó a volar sobre el sur de Italia en 1945. Las demás potencias también desarrollaron aviones a reacción, pero no llegaron a entrar en servicio durante la guerra.

El Messerschmitt Me-262 Schwalbe, primer avión de combate a reacción, derribó mas de 300 aviones aliados duranre la Segunda Guerra Mundial.

 

Son los cambios o avances en la aviónica y no en la aerodinámica, los que determinan el paso de una generación a otra. Siempre han existidos adelantos aerodinámicos vanguardistas o futuristas, pero solo los avances en materia de la electrónica, asi como el uso de nuevos materiales de construcción, los que hacen posible el paso entre las llamadas  generaciones.

 

 

Derrotada Alemania, muchos de sus ingenieros pasaron a servir en países como Estados Unidos y Rusia, entre otros famosos como Von Braun,  ingenieros como Kurk Tank y Willy Messerschmitt, sirvieron en la India, España, Egipto y Argentina. Fue en las dos superpotencias donde se desarrollaron los mas avanzados.

 

Esta primera generación se caracteriza por ser subsónica, llevar todavía cañones como arma principal para el combate aérea, ya que aún se estaban desarrollando los primeros misiles aire aire. Supusieron la transición entre el ala recta y el ala en flecha, ya con verdaderos motivos aerodinámicos. El mejor ejemplo de esta evolución es la evolución de los F-84. Sus máximos exponentes fueron los MiG-15 y el F-86, ambos aviones inauguraron el combate aérea entre cazas. (Aunque el primer combate aéreo a reacción fue en Corea, entre un MiG-15 y P-80). En esta generación se montaron los primeros radares aire aire internamente en el avión., en modelos de ala recta, como el F-89 Scorpions o el F-94 Starfire, asi como en algunos aviones de caza nocturna franceses  y rusos.

 

La Segunda Generación aparece entre mediados de los años cincuenta y comienzos de los sesenta. El descubrimiento de la llamada “Regla del Área” permitió a los aviones batir la velocidad del sonido sin problemas, asi se pasó del problemático F-102 al gran F-106. Las características de esta generación son el uso definitivo del ala aflechada, la velocidad supersónica, el uso normal del radar a proa así como el uso de misiles aire aire (guiados por infrarrojos o radar semi activo), se podía hacer lo que antes no: derribar objetivos mas allá del alcance visual.

 

Los primeros aviones de esta generación fueron los MiG-19, el North American F-100 Super Sabre, asi como los franceses Dassault Super Mystere que antecedieron a los míticos Mirage, tambien de esta generación. Los mas avanzados de esta generación fueron la “serie Century” norteamericana, los británicos Javelin, el Hunter, el Lightning y los navales Scimitar y Sea Vixen. Sin duda, el meor de toda la generación fue el clásico Vought F-8 Crusader, conocido tambien con el apodo de “MirageKiller” en Vietnam. Fue el último cañonero (de los cazas americanos), ya que los próximos aviones (la tercera generación) no serían desarrollados con cañón interno, hasta la cuarta generación.

 

La Tercera Generación aparece entre las décadas de los sesenta y setenta. El mejor representante es el Mcdonel Douglas F-4 Phamton, que fue diseñado sin cañón interno (aunque luego se le incorporó, cuando se aceptó un error su eliminación) llevando exclusivamente gran cantidad de misiles de alcance medio y corto. Se incorporan mejoras que ayudan a la navegación y a la maniobrabilidad, los mandos hidráulicos son sustituidos por mandos analógicos, así como se incorporan a las alas los slats y flaps que acompañan a los alerones. Algunos diseños incorporan canard, como el israelí Kfir o el Saab Viggen sueco. Otros desarrollan la tecnóloga del despegue vertical, como los Harrier o los Yak-38. Se incorporan las contramedidas. Las avances electrónicos permiten la introducción de aviones mas especializados en lucha electrónica, como los EA-6 Proler y el FB-111. Se introducen gran variedad de armas aire aire asi como aire superficie.

El F-4 Phamton, el mejor de la Tercera Generación.

 

Algunos de estos aviones son modernizaciones en la aviónica de cazas de la segunda generación, como el caso del Aeritalia F-104 S o el MiG-21bis. Otros, más sencillos y sin sotisficaciones electrónicas, hechos para la exportación, como el F-5. En la parte aerodinámica, entran algunos cazas de geometría variable, como los Sukhoi Su-17 o el MiG-23.

 

La Cuarta Generación entra en servicio desde los años ochenta hasta el 2010, volando los primeros en década de los setenta, como es el caso del F-14 Tomcat de geometría variable. La experiencia de la guerra de Vietnam demostró que los combates aéreos cerrados y cercanos no habían quedado en el pasado, como se creyó durante el diseño de muchos de los cazas de la Tercera Generación.

 

Los nuevos diseños son aerodinámicamente inestables para que sean controlados por el piloto. De manera que el control de la estabilidad del avión viene a ser asistido por un conjunto de computadoras que ayudan al piloto a controlar el avión, sin que lo pueda percibir, dicho sistema se conoce como “fly by wire”. Se logra ahora una maniobrabilidad extrema, superando incluso los límites permitidos con los trajes anti G (unos 9 G, pero los aviones pueden producir maniobras mas violentas). Se incorporan motores mas potentes, los ascensos son muchos mas rápidos y verticales, pudiendo además estos aparatos despegar y aterrizar en pistas mas cortas. Se introduce radares de efectos “Doopler”, además de detección y disparo de misiles hacia abajo. Los mandos analógicos son sustituidos por mando de fibra óptica o digitales.

El Sukhoi Su-34 es un avión de ataque al suelo de Cuarta Generación.

 

Unos cuarenta años de desarrollo de esta generación demuestra que se había llegada a una cúspide en cuanto a las posibilidades de mejoras en aviónica y aerodinámica. Los rápidos desarrollos en materia de motores y aerodinámica hacen que el paso entre las tres primeras generaciones halla sido de apenas una década, pero a partir de los ochenta, las mejoras se “estabilizan”, solo quedando posible las mejoras en materia de detección al radar.

 

 El primer intento en este sentido fue el desarrollo del F-117, el cual se oculta del radar desviando sus ondas, pero los nuevos avances en materiales de construcción (en especial la fibra de carbono) hicieron posible la absorción de las ondas de radar en vez del desvío de las mismas. Aviones nuevos como el Eurofighter Typhoon, o el Rafale, tienen una capacidad media de absorción de ondas del radar, pero no completa para ser cazas de Quinta Generación.

 

La Quinta Generación entró en sevicio comenzando este siglo XXI con el Looched F-22 Raptor. Sus mejoras son la capacidad invisible al radar gracias a la absorción de ondas y la capacidad de llevar sus armas misilísticas en una bodega interna. Poseen capacidad de vuelos supercrucero, es decir, pueden volar a más de Mach 2 por tiempo indefinido y no limitado, como antes. Incluyen capacidad de detección y derribo a un rango de detección mucho mayor, logrando un solo avión de esta clase derribar a varios de la generación anterior a larga distancia, sin que estos se den cuenta. A esta clase de aparatos pertenece tambien el nuevo Sukhoi T-50 y el chino Chengju J-20.

 

El F-35 es un caza construido en tres versiones y ofrecido a Europa occidental. Posiblemente equipe a todas las fuerzas aéreas de la Otan. Tiene todas las características de la quinta generación, excepto la de Supercrucero.

 

El desarrollo de aviones de quinta generación por parte de Rusia y China, hacen pensar ya en los Estados Unidos en la Sexta Generación, desarrollo encabezado por la Marina de Estados Unidos y la compañía Northrop Grumman para sustituir al F/A-18E/F Super Hornet. Los primeros demostradores de tecnología son el  Northrop Grumman X-47B.

El XB-47 B es el primer demostrador de tecnología de Sexta Generación. Voló por vez primera el 4 de febrero 2011.

 

En esa próxima generación se espera una mayor integración entre piloto y máquina, como la capacidad de apuntar y disparar misiles con la simple mirada, capacidad de autodefensa misilística (ya no con los simples chaff dispersores de calor), armas de energía avanzada (como el láser, que ya no sería solo para señalar objetivos) y capacidad de lanzar ataques espaciales a satélites (esto se probó ya con los F-15 ASAT). Al contrario como se ha llegado a pensar, la presencia del piloto sigue siendo prioritaria. Estos aviones entrarían en servicio entre la década del 2030 al 2050.


Publicado por GaetanoLaSpina @ 13:02  | Aviaci?n
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios